Tras analizar las estadísticas en mis últimos años, editando la cuota a los 10 minutos de publicar el pronóstico, y buscando líneas principales por ser aquellas de mayor liquidez tanto en Primera como en Segunda División, he llegado a la conclusión de que lo más apropiado es usar un stake plano, salvo alguna excepción donde algo me guste mucho y decida doblar el stake. A día de hoy, soy de la opinión de que si juegas cuotas en torno a la par en mercados medianamente estables, la variación de stake en la mayor parte de las ocasiones va a venir dado por tu estado de ánimo. Otro escenario sería si apostáramos a todo tipo de cuotas y todo tipo de mercados sin entrar a valorar su liquidez.

Cuando decides tomar una medida como esta y venías usando dos tipos de stake (0.5 y 1) surge la gran pregunta. “¿Pasamos a poner la mayoría de pronósticos con stake 1 o con stake 0.5?”. Tomando la medida más conservadora, que creo que siempre es una medida adecuada en este mundillo, decidí tomar el stake 0.5 como stake prácticamente plano, dejando en la mano del follower la posibilidad de subir ligeramente el stake si lo considerara necesario. En todo caso, mantengo la idea de publicar entre 400 y 500 pronósticos por temporada (desde inicio de Liga en agosto hasta el parón veraniego), lo que significarán entre 200 y 300 unidades apostadas. Estos datos son aproximativos, tanto los pronósticos premium como las recomendaciones no se van a forzar.

A continuación, os muestro la tabla actualizada de la gestión de banca que recomiendo a los seguidores:

*Solo viable en bookies .com

Solo existirán 2 tipos de stake, siendo la mayoría stakes 0.5:

  • Stake 0.5, pick estandar (más del 90%), pronóstico de confianza que creo que genera más de un 5% de yield a largo plazo.
  • Stake 1, pronóstico de mucha confianza que creo que genera más de un 10% de yield a largo plazo.

Las recomendaciones serán todas con stake 0.5.