Si estás metido en el mundillo de las apuestas, siempre escuchas eso de “no salió, pero tenía valor”, ahora bien, ¿lo tenía?

Por definición, una apuesta que tenga valor, en inglés “value” o “valuebet”, es una apuesta rentable a tu favor en el tiempo. Si conocemos la probabilidad de un suceso, es sencillo saber si una apuesta tiene valor o no… todos sabemos que apostar a cara o cruz a cuota por encima de 2.00 es un value, porque la probabilidad de que salga cara o cruz es del 50%. El problema comienza cuando se trata de sucesos con probabilidad desconocida, como sucede en las apuestas deportivas.

 

¿Cómo podemos saber si realmente estás haciendo apuestas con valor o no?

La realidad nos dice que no es una tarea tan sencilla como pueda parecer, de hecho, saberlo en sí con total certeza es prácticamente inviable. Se tiende a pensar que un tipster hace apuestas “buenas” o “apuestas con valor” si este tipster tiene verificado un histórico de pronósticos grande con un buen yield. Eso es en lo que se basan la mayoría de apostantes para decidir seguir a uno u otro tipster, ahora bien, ¿es lo acertado?, probablemente no.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de tipsters que llegan con buenos números a una cifra media de picks, lo hacen por azar, de eso habla la famosa “ilusión de la habilidad”, de la que también hablo en mi blog.

Si en la red hay 10.000 tipsters, y todos hacen 1.000 apuestas, los que tienen mejores resultados al acabar esas 1.000 apuestas... ¿son los mejores, o son los que más suerte tuvieron? Lo normal es que sea lo segundo y el gran problema de todo esto es que el tipster pensará que es habilidad cuando tan solo es azar. Por eso es tan importante saber estudiar los históricos de los pronosticadores.

Después del partido, podemos intuir si una apuesta tenía valor o no viendo como fue el partido, sus estadísticas, o el movimiento de cuotas en directo, sin embargo, antes del partido, es más complejo poder intuir el valor, y digo intuir porque a ciencia cierta nunca lo sabremos. Existen 2 formas para intentar llegar a la conclusión de que una apuesta pueda tener valor o no:

  • Por sensaciones, pura opinión

Es la más extendida y la que tiene menos utilidad. Tu puedes opinar A con unos argumentos, y otro B con otros. En realidad, hablar de value por sensaciones y por tu pensamiento de partido tiene un gran riesgo, puedes perfectamente estar equivocado.

 

  • Tomando en consideración la cuota de cierre (clossing odds)

Teniendo en cuenta que no es garantía de nada en un suceso, sí sabemos que a largo plazo es la forma más fiable de estar haciendo las cosas bien, ya que está comprobado que en números globales, las cuotas de cierre son las más efectivas desde el momento de la salida de las cuotas.

Siguiendo esta línea, cada vez más plataformas nos ofrecen un nuevo dato, llamado “edge”, que traducido sería ventaja. El edge mide si el tipster gana o no a los precios de cierre. Este dato es el más utilizado por los grandes inversores.

 

¿Y cómo calculo el edge?

Edge = (Cuota apostada/Cuota de cierre) -1

Plataformas como betmarkets, lo incluyen entre sus principales estadísticas y lo definen de la siguiente forma. La ventaja es la media de la diferencia entre las cuotas de cada apuesta y sus cuotas de cierre (cuotas disponibles en el momento del inicio), que son indicadores de la verdadera probabilidad de éxito. Apostar a cuotas más altas que las disponibles en el momento del saque inicial es un indicador de una rentabilidad positiva a largo plazo.

 

¿Es tan fiable como parece el edge?

Pues como casi todas las variables en el mundo de las apuestas, hay que saberlo tener en consideración. No es lo mismo el edge en un mercado y en una competición muy potente que en otro con menos liquidez, ya que en el segundo, el propio tipster, si es muy seguido, hará que siempre baje la cuota y tenga un buen edge.

Es decir, si yo publico partidos de tercera división y tengo muchos seguidores, tendré un edge espectacular, porque para meter todo el dinero que quieren meter mis seguidores, la cuota siempre va a cerrar por debajo de cuando la publiqué salvo rara excepción, ahora bien, el edge lo generé yo y no el mercado, ya que apenas nadie va a tocar ese partido sin ser seguidores de ese tipster.

Por el contrario, el edge en Premier League, Primera División, NBA o Champions League sí que lo considero un dato muy relevante, porque precisamente es en esas competiciones más líquidas donde los precios de cierre son más efectivos. Todo esto lo explica como nadie Joseph Buchdahl.

En conclusión, el edge es una variable más, muy importante para analizar en conjunto, como también lo es el número de picks, yield, mercados utilizados y demás, pero como todas, hay que saberla interpretar en conjunto y no cegarse con ella. Ninguna variable por si misma, y sin tener en cuenta todo lo demás, nos va a garantizar éxito en el futuro.

El estudio de las estadísticas de los tipsters es una tarea mucho más compleja de lo que se cree. Hace poco alguien me dijo por privado, ser un buen follower es tan difícil como ser un buen tipster, no le falta razón.

Si te registras en Betmarkets desde este enlace y realizas cualquier depósito, te regalo un mes del Grupo Privado. Simplemente tendrías que escribirme a info@josemmabet.com comunicándomelo. Promoción válida para todos los usuarios, estén ya suscritos a mi servicio o no.